Letras

Recuerdo de Edgar Allan Poe

*Por Julien Green   Hace poco más de un año estaba todavía en Baltimore, Maryland, y me decía: «Llegará el día en que regresaré a Europa, pero antes de partir iré a depositar un ramo de flores en la tumba de Edgar Poe». Pues es en Baltimore donde está enterrado. ¿Y qué flores —pensaba— le puedo llevar al poeta? Las más hermosas, las más reales

Chile: Todo tiempo es presente

23 de octubre de 2019 A Patricio Bravo     Tequeños, chaparritas, empanadas, plátanos, agua fría, limones, sopaipillas, pañuelos, banderas, pantalones, manzanas, papas fritas, arepas y un tipo sentado en un pupitre con un teléfono de línea (¿qué carajos venderá?). Las haitianas amamantan a sus bebés y las abuelas en esa misma sombra se abanican; un oficinista golpea con una varilla un tacho de basura

De niño a genocida: «¿Qué querés ser cuando seas grande?», de Marcelo Pulido

“(…) y yo digo: ¡pensar que alguna vez Martinez de Hoz fue niño! ¡No jodía a nadie! ¿Qué le tuvo que pasar a ese tipo para que se convirtiera en lo que es hoy? Lo habrán moldeado, le habrán lavado la cabeza…” Carlos Nine, en una entrevista realizada por Sandra Russo en la revista Superhumor, 1983.   Aunque resulte curioso, la historieta argentina no se

Epígrafes: Santiago Farrell y Gustave Flaubert

¡Qué máquina pesada de construir que es un libro, y, sobre todo, qué complicada!   El escritor y traductor Santiago Farrell (1986) explica por qué eligió esa cita del autor francés para el comienzo de su novela János (Añosluz editora, 2020). Confieso que empecé a apreciar los epígrafes como paratextos recién hace unos pocos años. Hasta entonces, eran algo que ojeaba al pasar, casi como

Deborah Eisenberg, una amante wittgensteiniana del lenguaje

Nuestro conocimiento del mundo nos es dado a través de la herramienta limitada del lenguaje. En este sentido, todo aquello que las palabras no pueden explicar porque la realidad del mundo las excede es lo que el filósofo Ludwig Wittgenstein considera lo místico. No es una restricción que se ciñe a los asuntos religiosos, sino que lo místico es todo lo que se resiste a

Epígrafes: Galimberti y Marcelo Larraquy

Yo soy mucho mejor de lo que ustedes piensan y mucho peor de lo que imaginan… El historiador y periodista Marcelo Larraquy (1965) cuenta por qué eligieron junto a Roberto Caballero esa frase del ex dirigente montonero y empresario Rodolfo Galimberti para el comienzo de su biografía Galimberti. De Perón a Susana, de Montoneros a la CIA (2000).   Fue una frase que nos dijo

Bajo cero: Massera, Uriarte y la biografía política argentina

Hace un par de años en una entrevista en La Nación, Carlos Pagni, columnista político de ese mismo diario, confesaba una cuenta pendiente: escribir la biografía de Carlos Menem. Era apenas un apunte de color en una nota que tenía como finalidad promocionar el inicio de su programa en el canal de noticias del diario, pero el detalle revelaba algo sobre Pagni (alguien que a

Epígrafes: Chicas muertas, Selva Almada y Susana Thénon

esa mujer ¿por qué grita? andá a saber mirá que flores bonitas ¿por qué grita? jacintos      margaritas ¿por qué? ¿por qué qué? ¿por qué grita esa mujer? La escritora Selva Almada (1973) cuenta por qué eligió este extracto del poema «Por qué grita esa mujer», de Susana Thénon (1935-1991), para el comienzo de su libro Chicas muertas (2014), sobre tres femicidios ocurridos en

Epígrafes: La cuenta regresiva, por Santiago Roncagliolo

El revolucionario es un hombre condenado. No se interesa por nada, no tiene sentimientos, no tiene lazos que lo unan a nada, ni siquiera tiene nombre. En él, todo está absorbido por una pasión única y total: la revolución. En las profundidades de su ser ha roto amarras con el orden civil, con la ley y la moralidad. Si sigue viviendo en sociedad, es sólo

Epígrafes: Las malas, Camila Sosa Villada y Gabriela Mistral

«Todas íbamos a ser reinas». La escritora cordobesa Camila Sosa Villada (1982) cuenta por qué eligió esta cita de la poeta chilena como epígrafe para su novela Las malas (Tusquets, 2019).   La frase le quedaba maravillosamente al libro. “Todas íbamos a ser reinas de un reino junto al mar…”. Es un poema que creo está en Lagar (1954). Gabriela Mistral me llegó a través